La Federación Española de Familias Numerosas (FEFN) considera muy preocupantes los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística que revelan una nueva caída de la natalidad, en concreto, de 6,1% con respecto al año anterior, y, sobre todo, que se mantiene la tendencia a la baja de la última década consolidando un descenso en el número de nacimientos de casi un 30%.

Para la FEFN, estos datos resultan alarmantes y deben hacer reflexionar a los responsables políticos sobre la necesidad de establecer medidas urgentes capaces de revertir esta situación. En este sentido, la entidad familiar pide al próximo Gobierno que dé prioridad a las políticas de familia, pero que lo haga con una estrategia a medio-largo plazo que se mantenga a lo largo del tiempo, ya que el reto demográfico es una cuestión de Estado, que debe preocupar por igual a todos los Gobiernos sean del signo político que sean.

Apoyo económico, social, fiscal y laboral

La FEFN pide que en esa estrategia se refuerce el apoyo social, económico, fiscal y laboral para las familias, con medidas como una prestación universal por hijo de 100 €/mes, como tienen muchos países de Europa, y elevar el mínimo de deducción por descendientes en el IRPF para que se pueda desgravar el coste real que supone el cuidado y educación de los hijos, que, según datos de Save the Children, supone 5.748 €/año para un hijo menor de 3 años; 6.216 €/año para un hijo entre 4-6 años; 6.924 € para un hijo entre 7-12 años y 7.056 €/año para un hijo entre los 13-17 años.

Otra acción a considerar sería mantener y elevar las deducciones fiscales por familia numerosa, que son un apoyo directo importante que compensa el esfuerzo de los que más hijos tienen. En materia de empleo, la FEFN pide introducir una cláusula socialmente responsable en la contratación pública para reservar un cupo del 2% de la plantilla a la contratación de familias numerosas.

El presidente de la FEFN, Benito Zuazu, pide a los responsables políticos “que vean el apoyo a la familia como una inversión con beneficios para el conjunto de la sociedad”. “La familia –explica Zuazu- es un elemento de cohesión social y de solidaridad intergeneracional como se ha demostrado especialmente en momentos de crisis”. El presidente de la FEFN, destaca además que “hay que tener muy presente que el descenso de la natalidad aboca, a futuro, a un empobrecimiento del Estado de Bienestar”.

Fuente: FEFN